"y estad siempre preparados para responder con mansedumbre y reverencia a cada uno que os demande razón de la esperanza que hay en vosotros".
1 Pedro 3:15

Busqueda

Favoritos

sábado, 16 de noviembre de 2013

Lo que los Antimormones no te dicen: "Dios el Padre tiene un cuerpo de carne y huesos, una vez fue un hombre como nosotros"



Por Stephen Michael Purdy 

[Los mormones creen que] "En su presente estado divino, Dios gobierna nuestro mundo." -Matt Slick

El propósito de este comentario de nuestras creencias dado por un detractor de nuestra religión es tratar de convencer a los demás que los mormones creen en doctrinas que disminuyen el poder, la gloria y el dominio de Dios. Pero por el contrario de este comentario falso de nuestra teología, creemos que Dios el Padre gobierna más que solamente nuestro mundo. Nuestras escrituras hablan acerca de las creaciones de Dios en el universo "Y las he creado por la palabra de mi poder, que es mi Hijo Unigénito, lleno de gracia y de verdad. Y he creado incontables mundos, y también he creado para mi propia fin; y por medio del Hijo, que es mi Unigénito, los he creado…y son incontables para el hombre; pero para mi están contadas, porque son mías y las conozco" (Moisés 1:33,35)". Mi entendimiento es que nuestro Padre Celestial es Dios del universo y Él existía como Dios antes de que el tiempo mismo empezara en este plano de existencia. "Antes que naciesen los montes Y formases la tierra y el mundo, Desde el siglo y hasta el siglo, tú eres Dios" (Salmos 90:2).


El segundo Presidente de la Iglesia, Brigham Young, habló de nuestro Padre en los cielos, "Él preside los numerosos mundos que iluminan este pequeño planeta y muchos millones de mundos que no alcanzamos a ver; y sin embargo aun aprecia el más ínfimo objeto de Sus creaciones; ninguna de estas criaturas escapa a Su atención"1. Entonces los detractores no presentan nuestra religión correctamente cuando indican que creemos que Dios solamente "gobierna nuestro mundo" "en su presente estado". Nuestra teología es mucho mas profunda y compleja cuando uno investiga correctamente las doctrinas como realmente las enseñamos.

Los libros canónicos de nuestra iglesia enseñan sobre nuestro Padre Celestial en esta manera: Aparte del Padre no hay Dios (Moisés 1:6), el Señor nuestro Dios es más inteligente que la combinación de todas las inteligencias que Él organizó antes que existiera el mundo (Abraham 3: 19-22), hay un Dios en el cielo, infinito y eterno, inmutable, el organizador de la tierra y los cielos (DyC 20:17), todos los tronos, dominios, y principados conforme con lo decretado del concilio del Dios Eterno (DyC 121:29-32), nadie se gloríe en el hombre, sino en Dios (DyC 76:61), los hombres exaltados serán sacerdotes y reyes a la mano derecha de Dios (DyC 66:12), pertenecemos al Padre en el reino celestial donde reina Él ahora y para siempre (DyC 76:92-95) y Dios tiene todo poder, toda sabiduría, todo entendimiento, y comprende todas las cosas (Alma 26: 35). Véase también 2 Nefi 9:20, 2 Nefi 2:24, Moroni 7:22, DyC 76:119, y DyC 88:41.


 "…la iglesia mormona enseña que Dios el Padre… tiene un cuerpo de carne y hueso."-IRR

La Biblia enseña que Dios puede ser más que solamente un espíritu. Jesucristo es un ejemplo perfecto de esta doctrina,"porque en él habita corporalmente toda la plenitud de la Deidad" (Col 2:9) . Aceptamos que Dios es espíritu, pero también es claro que el espíritu puede morar en tabernáculos tangibles. En el caso de Jesucristo, el espíritu de Jehová moró en un cuerpo mortal (carne y sangre) y resucitó en un cuerpo inmortal (carne y hueso) que es vivificado por el espíritu. La doctrina mormona incluye el concepto de que el cuerpo resucitado, glorificado y tangible es físico y también espiritual. El libro de Doctrina y Convenios nos aclara que todo espíritu es materia, pero es más refinada y pura que los elementos o la materia terrenales (DyC 131:7).

En Juan 4:24 dice, "Dios es Espíritu; y los que le adoran, en espíritu y en verdad es necesario que adoren". Quienes nos critican dicen que si Dios es Espíritu, no puede tener un cuerpo. Hay varias razones por la cual no se debe utilizar la interpretación de este versículo para creer que Dios essolamente Espíritu y estas razones son:

· La Biblia también dice que Dios es amor, un fuego consumidor y una fuente.

· No es aconsejable utilizar una sola frase (único y aislado) para formar doctrinas.

· Este versículo no está enseñando sobre la naturaleza de Dios el Padre, sino de como podemos comunicarnos con Él por medio del Espíritu Santo. "… vosotros no vivís según la carne, sino según el Espíritu, si es que el Espíritu de Dios mora en vosotros" (Rom 8:9).

· Los siguiente versículos no enseñan que los hombres son solamente espíritu: "El que se une al Señor, un espíritu es con él" (1 Cor 6:17). "De cierto, de cierto te digo que a menos que uno nazca de agua y del Espíritu, no puede entrar en el reino de Dios. Lo que ha nacido de la carne, carne es; y lo que ha nacido del Espíritu, espíritu es" (Juan 3:5-6).


Además, Bruce R. McConkie notó como las escrituras describen el cuerpo resucitado como "físico" y "espiritual", "El Padre y el Hijo son personajes de espíritu y cuerpo físico. Tal como se usan aquí, ambas expresiones son sinónimas e intercambiables… Un cuerpo resucitado, de carne y hueso, es un cuerpo espiritual en la terminología bíblica. De este modo Pablo dice:‘Se siembra cuerpo animal, resucitará cuerpo espiritual. Hay cuerpo animal, y hay cuerpo espiritual’. Así también está escrito: ‘Fue hecho el primer hombre Adán alma viviente; el postrer Adán, espíritu vivificante’ (1 Cor. 15:44-45). Por esto el Señor también dice: ‘Porque a pesar de que mueren, ellos también se levantarán, cuerpos espirituales’" (DyC 88: 27).2 El hecho de que el cuerpo resucitado es espiritual, no significa que no puede ser también tangible y físico.


El Nuevo Testamento aporta una amplia evidencia de que Jesús se levantó de la tumba con un cuerpo físico: el sepulcro quedó vacío, comió pescado y miel, tenía un cuerpo de carne y huesos, la gente lo tocó y los ángeles dijeron que había resucitado (Mar. 16:1-6; Lucas 24:1-12, 36-43; Juan 20:1-18). Dios el Padre también tiene esta clase de cuerpo. Por lo tanto, José Smith declaró "No hay otro Dios en los cielos sino el Dios que tiene carne y huesos. Juan 5:26 ‘El Padre tiene vida en sí mismo, así dio también al Hijo que tuviese vida en sí mismo.’ Dios el Padre logró la vida en sí mismo, precisamente como lo hizo Jesús."3 Igualmente, Brigham Young enseñó "No podemos creer ni por un instante que Dios carece de un cuerpo, partes, pasiones o atributos. Los atributos pueden manifestarse solamente por medio de un ser organizado. Todos los atributos están incluidos en una existencia organizada y son el resultado de ella".4

Un concepto comúnmente aceptado es que Dios el Padre es un espíritu "invisible" (Col 1:15) o sea, las personas interpretan este versículo como si invisibilidad fuera parte de su naturaleza. Pero este concepto viene de la mala interpretación de la palabra griega "aoratos" que es mejor traducido como "no visto". No significa queno se puede ver indefinidamente, sino que simplemente no se ve. Para entender mejor esta palabra, podemos mirar como se utiliza. En el principio,"fueron creadas todas las cosas…visibles e invisibles" (Col 1:16). Imaginemos un ejemplo de una creación, el planeta Plutón. Por muchos años fue "invisible" o "no visto" por los habitantes de la tierra, especialmente en el tiempo de Pablo cuando nadie sabía que este planeta existía, sin embargo allí estaba todo el tiempo, un planeta en nuestro sistema solar. "No visto" no quiere decir que el planeta no tiene forma física de existencia y que no se puede ver en ninguna circunstancia. De hecho, con el progreso del tiempo, el planeta Plutón, que una vez era "invisible", ahora es claramente visible para cualquiera que investiga el asunto. Pablo dijo que "lo que de Dios se conoce les es manifiesto, pues Dios se lo manifestó. Porque las cosas invisibles de el, su eterno poder y deidad, se hacen claramente visibles desde la creación del mundo" (Rom. 1:19-20). Pablo explica lo que "no es visto" de Dios y es su eterno poder y deidad y aún estas se pueden ver en forma indirecta por medio de la creación.

Brigham Young comentó "El gran arquitecto, gerente y superintendente, veedor y gobernador absoluto que dirige esta obra es invisible a nuestros ojos naturales. Él mora en otro mundo; Él está en otro nivel de existencia".5 Nosotros ahora, andamos por fe y Dios nos es "invisible" simplemente porque no se nos ha presentado personalmente. Pero Dios el Padre tiene una presencia personal e íntima así como el Cristo resucitado, porque los apóstoles y profetas antiguos y modernos lo han testificado.

Más que todo, nosotros enseñamos que Dios el Padre tiene un cuerpo de carne y hueso porque un profeta de Dios nos reveló la doctrina. Por lo tanto José Smith dijo, "Como el Padre tiene potencia en sí mismo, también el Hijo tiene poder en sí mismo para poner su vida y volverla a levantar; y así, El tiene su propio cuerpo. El Hijo hace lo que ha visto hacer al Padre;" (San Juan 5:19-20)3 La doctrina oficial se encuentra en nuestras escrituras canónicas en una revelación dada en Doctrina y Convenios. "El Padre tiene un cuerpo de carne y huesos, tangible como el del hombre, así también el Hijo; pero el Espíritu Santo no tiene un cuerpo de carne y huesos, sino es un personaje de Espíritu. De no ser así, el Espíritu Santo no podría morar en nosotros" (DyC 130:22). Dentro del cuerpo tangible de Dios se encuentra un Espíritu eterno. Si Dios el Padre fuera solamente espíritu sin cuerpo, ¿qué sería la diferencia entre Él y el Espíritu Santo de acuerdo con la doctrina tradicional de la Trinidad?

Nosotros somos hechos a la imagen y semejanza de Dios. "Imagen" no se refiere a la capacidad del hombre para racionalizar. No ganaron esta capacidad hastadespués de la caída cuando Dios dijo, "He aquí el hombre es como uno de nosotros, sabiendo el bien y el mal" (Gén. 3:22). Si uno quiere saber que significa la palabra "imagen" en Génesis, simplemente se puede buscar como se utiliza la palabra en los otros libros de Moisés. "Y vivió Adán ciento treinta años, y engendró un hijo a su semejanza, conforme a su imagen, y llamó su nombre Set" (Véase Gén: 5:1-3). Este versículo compara la imagen y semejanza de Adán, un hombre, con su hijo y usa las mismas palabras, literalmente habla de su forma física. Por ejemplo, cuando el Señor dio los diez mandamientos dijo "No te harás imagen, ni ninguna semejanza de lo que esté arriba en el cielo, ni abajo en la tierra, ni en las aguas debajo de la tierra" (Éx. 20:4); "No harás para ti escultura, ni imagen alguna" (Dt. 5:8); "no os corrompáis y hagáis para vosotros escultura, imagen de figura alguna, efigie de varón o hembra" (Dt. 4:16). El Señor no quería que se hicieran imágenes grabadas con el propósito de reemplazar al Dios viviente y verdadero quien de verdad tiene forma.

En Génesis, imagen literalmente significa "apariencia visible" como dice cualquier diccionario, también podemos notar esto cuando el Señor explicó en el desierto, "Entonces Jehová descendió en la columna de la nube, y se puso a la puerta del tabernáculo, y llamó a Aarón y a María; y salieron ambos. Y él les dijo: Oíd ahora mis palabras. Cuando haya entre vosotros profeta de Jehová, le apareceré en visión, en sueños hablaré con él. No así a mi siervo Moisés, que es fiel en toda mi casa. Cara a cara hablaré con él, y claramente, y no por figuras; y verá la apariencia de Jehová" (Núm. 12:6-8). Muchos dicen que Dios no tiene "cara" o "apariencia" y es "sin cuerpo, partes o pasiones", pero los Santos de los Últimos Días no estamos de acuerdo con esta interpretación de las escrituras. Hoy en día también dicen que Dios es "incomprensible", pero José Smith citó la Biblia "Y ésta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo a quien tú has enviado (Juan 17:3)" ¿Cómo podemos conocer al solo Dios verdadero si es incomprensible? Uno de los propósitos de la misión de Jesucristo fue enseñarnos que clase de ser es Dios realmente para que lo conociéramos. Aún no hemos llegado a conocer a Dios con perfección pero el Jesucristo resucitado nos aclara bastante sobre Su naturaleza. En las eternidades comprenderemos aún más. Brigham Young hizo un comentario interesante al respeto, "Algunos creen o tienen la idea de que, si conociéramos a Dios, ello disminuiría nuestro concepto sobre Él; pero yo puedo decir que el conocer cualquier principio o cualquier ser en la tierra o en los cielos no disminuye para mí su valor sino, por el contrario, lo aumenta; y cuanto más conozco acerca de Dios, más lo amo y más precioso es Él para mí, y más excelsos son mis sentimientos hacia Él"... "Sea, cada uno, un amigo de Dios" [véase Santiago 2:23].6

Me imagino que uno puede decir que los versículos en la Biblia que hablan del Dios corporal usan un lenguaje metafórico, pero si ese es el caso me parece extraño que tal metáfora no nos de ningún significado o enseñanza útil, ya que eso es el propósito del simbolismo. Existen muchos escritos de poesía en la Biblia pero es bien claro cuando se utilizan conceptos figurativos, además, ha sido revelado a través de José Smith sobre la naturaleza de Dios, nuestra existencia, y la relación que tenemos con el Padre. Las enseñanzas reveladas aclaran una cantidad de confusiones sobre estos temas, al menos para mí.

He leído la idea que las personas aceptan de que Dios aparece delante de los hombres en forma corporal. Sin embargo, ellos dicen que es solamente como un holograma transitorio para hacer sentir a los profetas más cómodos, pero no es su apariencia verdadera porque para ellos Dios absolutamente no tiene forma. Su idea es que Dios el Padre es básicamente igual a lo que pensaban algunos grupos (como los gnósticos) de Jesucristo en los primeros siglos. Pensaban que no era Dios mismo, que no era un hombre con un cuerpo tangible, o que no era "real" sino pensaban que era alguna clase de espíritu, básicamente negaron que"habita corporalmente toda la plenitud de la Deidad" (Col 2:9) . Sus conceptos erróneos de Jesucristo causaban problemas en la Iglesia Antigua pero estos no perduraron tanto como los cambios de doctrina sobre la naturaleza de Dios el Padre.

Alrededor del año 110 D.C, uno de los padres cristianos llamado Ignacio escribió una carta a los Traíllanos con el propósito de enfrentar la invasión de doctrinas incorrectas en la Iglesia Cristiana. Condenó muchas ideas falsas diciendo "…ellos no creen en Su resurrección. Introducen a Dios como un Ser desconocido; suponen que Cristo no es engendrado…y que el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo son la misma persona."7 Para él en el comienzo del segundo siglo, estas ideas eran heréticas. Luchó contra los maestros falsos por decir que no se puede conocer a Dios y que la Trinidad tiene atributos incomprensibles. Ignacio insistió que había llegado a conocer y a comprender a Dios. En otra epístola citó, igual como José Smith, el versículoJuan 17:3, y el comentó "Notan entonces, ellos que predican otras doctrinas, como afirman que el Padre de Cristo no se puede conocer…" 8

Al llegar al fin del segundo siglo, un hombre quien se llamaba Tertuliano fue el primero quien utilizó una palabra similar a lo que hoy en día se conoce como "Trinidad". Él admitió que creía en el "Dios de los filósofos" diciendo, "Cualquiera de los atributos que se requieran para ser digno de Dios, deben encontrarse en el Padre, quien es invisible e inaccesible[literalmente "no se le puede acercar"] , y placido, y (como dicen) el Dios de los filósofos; mientras las cualidades que censuran como indignos deben suponerse al Hijo."9 Entonces vemos como el entendimiento de Dios cambió lentamente para ser más aceptado en el mundo dominado por la nueva filosofía de los pensadores griegos. Luego, el teólogo e historiador antiguo Orígenes comentó, "Los Judíos si, pero también algunos de nuestra propia gente, supusieron que Dios debía ser conocido como un hombre, o sea, dotado con partes humanas y una apariencia humana. Pero los filósofos desprecian estos cuentos como ridículos y formados en la semejanza de ficciones poéticas."10 Nota que la razón para rechazar al Dios corporal no fue por causa de las escrituras ni de los apóstoles inspirados, sino que fue la filosofía de los hombres que hizo negar las creencias anteriores. No solamente cambiaron los cristianos sus doctrinas, los judíos también lo hicieron para ir conforme a la nueva era de pensamiento.

Hay otro aspecto en todo esto que merece consideración. Para empezar, yo no creo que el Dios omnipotente crearía algo que es inferior de lo que es posible. Fácilmente Dios nos podía crear como espíritus sin cuerpos, porque si ser solamente espíritu es superior a ser un espíritu que mora en un tabernáculo físico, ¿Porque no nos hizo Dios como así? La razón se encuentra en una revelación dada en 1833 por medio del profeta José Smith. "Porque el hombre es espíritu. Los elementos son eternos; y espíritu y elemento, inseparablemente unidos, reciben una plenitud de gozo; y cuando están separados, el hombre no puede recibir una plenitud de gozo. Los elementos son el tabernáculo de Dios; sí el hombre es el tabernáculo de Dios, a saber, templos;…" (DyC 93: 33-35 Véase 1 Cor. 3:16) Por eso sabemos que Dios nos hizo espíritus con cuerpos tangibles; para que tengamos una plenitud de gozo como Él. Nuestro Padre Celestial no crearía el mundo y cuerpos físicos si son inferiores a lo que es solamente espíritu. Después de la creación física,"Vio Dios todo lo que había hecho, y he aquí que era bueno en gran manera" (Génesis 1:31). Las escrituras enseñan que la existencia física es buena, especialmente en su forma gloriosa, inmortal, y perfeccionada. La existencia física que experimentamos ahora no es la obra final, sino una versión caída y temporal.

José Smith hizo un comentario interesante con respeto a los cuerpos: "Vinimos a este mundo con objeto de obtener un cuerpo y poder presentarlo puro ante Dios en el reino celestial. El gran plan de felicidad consiste en tener un cuerpo. El diablo no tiene cuerpo, y en eso consiste su castigo. Se deleita cuando puede obtener el cuerpo de un hombre; y cuando el Salvador lo echó fuera, pidió permiso de entrar en el hato de puercos, mostrando que prefería tener el cuerpo de los cerdos que ninguno [Lucas 8:28-33, Marcos 5:9-13]. Todos los seres que tienen cuerpos, tienen dominio sobre los que no los tienen. El diablo no tiene poder sobre nosotros sino hasta donde se lo permitimos."11

No es tan increíble que Dios quiere que nosotros seamos tal como Él es. No estoy de acuerdo con la idea de que nada proviene de Dios sino criaturas y creaciones destinadas para ser inferiores por toda la eternidad. Tengo fe de que Dios tiene el poder y la inteligencia para que podamos llegar a ser como Él. Imaginemos por un momento que la teoría común es correcta, y antes de la creación no había nada. Imaginemos como algunos creen, que nada existía sino Dios y que Él solo es bueno. Esta sería, según la filosofía griega, una existencia "perfecta"; sin la existencia de maldad, y sin elementos. Siendo Dios omnisciente, sabía que ninguna parte de su creación sería como Él y por consiguiente su creación de la nada (ex-nihilo) resultaría en una existencia inferior con elementos tangibles y criaturas malvadas. De hecho, la creación causaría gran sufrimiento hasta una guerra en los cielos. A mi me parece como una pesadilla. ¿Pero Dios en realidad lo hizo como así? Otra vez, José Smith reveló una doctrina que todavía la mayor parte del mundo cristiano no ha reconocido, que resuelve muchas de las ideas problemáticas causadas por los años de oscuridad.

José Smith ha revelado muchas verdades simplemente por medio de ayudarnos a entender la interpretación correcta de la Biblia. Con respecto a la palabra traducida como "crear" en el Antiguo Testamento dijo,"Baurau quiere decir organizar, manifestar, hacer aparecer." Dios el Padre, como la cabeza del concilio en los cielos, "organizó los cielos y la tierra."12 Para imaginar mejor a qué se refiere, podemos imaginar una casa que construimos. ¿Existía la casa antes de que la edificáramos? En un sentido, sí. Porque los materiales, el concreto, la madera, los clavos, etc. ya existían, la casa en sí no existía todavía sino solamente materiales desorganizados. Así es con el Universo y todas las creaciones incluyéndonos a nosotros. Entendamos que la creación del Universo por Dios consiste en organizar inteligencias, espíritus y materiales caóticos. Al comprender esto, podemos entender que la creación es una manera de mejorar la existencia no de hacerla peor. Ya existía la maldad y el amor;"Es preciso que haya una oposición en todas las cosas" (2 Nefi 2:11). Dios obra con todo lo que ya existe para que progrese hacía la perfección a través del tiempo, esto incluye nuestros cuerpos físicos que serán glorificados e inmortales.

Creemos que la iglesia mormona en verdad es una restauración de la organización y las doctrinas perdidas. Afirmando la idea de que los conceptos de Dios cambiaron con el tiempo, un estudio publicado por la Universidad de Cambridge declara que "Los Hebreos… imaginaron al Dios que alabaron como si tuviera un cuerpo y mente como el nuestro, aunque transcendiendo la humanidad en el esplendor de su apariencia, su poder, su sabiduría y la constancia de su preocupación para con sus criaturas."13 El concepto de que el cuerpo tangible no es bueno, o es inferior, surgió de la filosofía griega y el gnosticismo. Hay varios estudios que han mostrado que la enseñanza "mormona" de Dios está de acuerdo con las creencias de muchos cristianos en la época de los apóstoles antiguos. Por ejemplo, un documento Judío-Cristiano contiene este pasaje, "Y Simón dijo, ‘Me gustaría saber, Pedro, si realmente crees que la forma del hombre ha sido moldeada como la forma de Dios’ Y Pedro dijo, ‘Estoy realmente seguro, Simón, que este es el caso… Es la forma del Dios justo."14

La revista teológica de la Universidad de Harvard publicó un artículo sobre la creencia de la Deidad Corporal en la Iglesia Cristiana. Dice que "…cristianos comunes por al menos los primeros tres siglos después de Cristo comúnmente (y quizás generalmente) creían que Dios era corporal. La creencia fue abandonada (y entonces solamente en forma gradual) así como el Neoplatonismo se volvió más y más atrincherada como la opinión dominante en los pensadores cristianos."15 Después de la muerte de los apóstoles las filosofías de los hombres dominaron sobre algunas doctrinas profundas del Dios viviente. Paulatinamente, la doctrina original del Dios corporal se perdió.

Con este conocimiento, podemos entender las escrituras de la Biblia correctamente. Primero, que Dios literalmente puede aparecerse delante los profetas. Abraham "Era Abram de edad de noventa y nueve años, cuando le apareció Jehová y le dijo: Yo soy el Dios Todopoderoso; anda delante de mí y sé perfecto" (Gen 17:1). "Después le apareció Jehová en el encinar de Mamre" (Gen 18:1). "Balaam alzó sus ojos y vio a Israel acampado según sus tribus, y el Espíritu de Dios vino sobre él…el hombre cuyo ojo es perfecto; dice el que escucha los dichos de Dios, el que ve visión del Todopoderoso, caído, pero con los ojos abiertos (Números 24:2,4). "El Dios Omnipotente me apareció en Luz en la tierra de Canaán, y me bendijo" (Génesis 48:3).Y "Jehová descenderá a ojos de todo el pueblo sobre el monte de Sinaí" (Ex. 19:11).  Isaías escribió: "han visto mis ojos al Rey, Jehová de los ejércitos" (Isaías 6:5). Sobre todo, es la revelación dada por medio de un profeta que hace todo esto muy claro (DyC 130:22 ). Creemos que José Smith es un profeta de Dios y que reveló Su verdadera naturaleza y las interpretaciones correctas de las escrituras.

Cuando el hombre natural es cubierto por el Espíritu Santo, puede ver a Dios. El hombre es hecho a su imagen y semejanza (pies, rostro, manos, espalda, etc.). "Y subieron Moisés y Aarón, Nadab y Abiú y setenta de los ancianos de Israel; y vieron al Dios de Israel; y había debajo de sus pies como un embaldosado de zafiro, semejante al cielo cuando está sereno. Más no extendió su mano sobre los príncipes de los hijos de Israel; y vieron a Dios" (Ex. 33:9-11). "En el año que murió el rey Uzías vi yo al Señor sentado sobre un trono alto y sublime, y sus faldas llenaban el templo" (Isaías 6:1). "Pero Esteban, lleno del Espíritu Santo puestos los ojos en el cielo, vio la gloria de Dios, y a Jesús que estaba a la diestra de Dios, y dijo: He aquí veo los cielos abiertos, y al Hijo del Hombre que está a la diestra de Dios" (Hechos 7: 55-56). "Y hablaba Jehová a Moisés cara a cara, como habla cualquiera a su compañero" (Ex. 33:11véase 20-23, y Ezequiel 1:26-27) "te cubriré con mi mano hasta que haya pasado. Después apartaré mi mano, y verás mis espaldas; mas no se verá mi rostro".Hasta el Espíritu Santo tiene la forma corporal que es la imagen de Dios, "el Espíritu Santo descendió sobre él en forma corporal, como paloma" (Lucas 3:22 descendió como una paloma ["señal de paloma"] pero en la forma corporal).

Si Dios es corporal, ¿Significa que no está en todo lugar al mismo tiempo? ¿Cómo podemos comunicarnos con Él? … El décimo Presidente de la Iglesia José Fielding Smith explica en qué manera un ser con una presencia fija puede ser omnipresente cuando dijo, "su poder es tal, que este poder se manifiesta en todo lugar al mismo tiempo…por medio de su inteligencia y conocimiento e influencia sobre las leyes de la naturaleza."16 Dios llena la inmensidad del espacio en la misma manera que un artista llena una lona. Es más, la influencia y poder de Dios está en todo lugar al mismo tiempo. A través de las leyes naturales, tiene poder sobre todas las cosas y su espíritu puede comunicarse con nuestro espíritu en forma poderosa. "El Espíritu de Dios hablándole al espíritu del hombre tiene el poder de impartir la verdad con mayor efecto y entendimiento que el que se puede aplicar cuando la verdad es impartida por medio del contacto personal aun con seres celestiales. Por medio del Espíritu Santo la verdad es entretejida en la misma fibra y tendones del cuerpo de manera que no puede ser olvidada."Este concepto se aplica al Padre, al Hijo y aún al Espíritu Santo. "La persona del Espíritu Santo puede obrar por medio del Espíritu de Cristo que penetra en todas las cosas, o puede obrar por medio de contactos personales."17

El Padre, el Hijo y el Espíritu Santo tienen poder para ejercer su influencia y de comunicarse con nosotros en todo lugar al mismo tiempo, pero también cada miembro de la Trinidad tiene una "presencia personal". En esta manera tiene sentido cuando dice que el Padre "está en los cielos" y cuando Jesucristo dice "No he subido a mi Padre." Esto tiene sentido porque Dios literalmente está en alguna parte y no está literalmente en todo lugar, como en mi zapato por ejemplo. Brigham Young comentó sobre esta idea errónea, "A Dios se le considera que esta presente en todos lados a la vez; y el salmista dice: "¿A dónde huiré de tu presencia?" [Salmos 139:7]. Él está presente en todas Sus creaciones mediante Su influencia, Su gobierno, Su Espíritu y Su poder, pero en Sí mismo es un personaje de cuerpo físico y nosotros fuimos creados a imagen Suya".18 Creemos que en el reino celestial, es posible hablar con Dios, aún Dios el Padre, "cara a cara, como habla cualquiera a su compañero" si estamos dignos y preparados para aguantar su presencia en gloria eterna.

Para finalizar este punto, me gustaría subrayar algunos versículos de las escrituras. Jesús nació como un bebé mortal en la tierra, "Y el niño crecía y se fortalecía, y se llenaba de sabiduría; y la gracia de Dios era sobre él…Y Jesús crecía en sabiduría y en estatura, y en gracia para con Dios y los hombres" (Lucas 2:40,52).Jesús era espiritualmente perfecto, pero faltaba una sola cosa. Nota que dice en el siguiente versículo, "Sed, pues, vosotros perfectos, como vuestro Padre que está en los cielos es perfecto" (Mateo 5:48). Siendo un hombre con un cuerpo mortal como nosotros, ¿No tendría más sentido decir "Sed vosotros perfectos como yo?" En realidad, la repuesta es no. Porque aún en ese momento Cristo no tenia el cuerpo glorioso como nuestro Padre Celestial. No fue hasta cuando resucitó y se presentó a los habitantes del mundo Occidente con su cuerpo inmortal y perfeccionado que podía decir, "Por tanto, quisiera que fueseis perfectos así como yo, o como vuestro Padre que está en los cielos es perfecto" (3 Nefi 12:48). En su cuerpo perfeccionado e inmortal, Jesús era completo y exaltado con gloría más allá de la que tenía antes de su vida mortal.

Vemos en el Nuevo Testamento que el Jesús resucitado podía atravesar paredes (El ángel Moroni también pudo. Científicos han postulado, como los átomos son en su mayoría espacio, que si uno vibra en una manera específica se puede pasar a través de objetos sólidos. Los seres celestiales pueden controlar los elementos y no están confinados a la tercera dimensión.) Cristo podía ascender a los cielos con su poder, pero Jesús enseño con un firme propósito, "Mirad mis manos y mis pies, que yo mismo soy; palpad, y ved; porque un espíritu no tiene carne ni huesos, como veis que yo tengo" (Lucas 24:39). En ningún momento la Biblia enseña que Jesucristo abandonó su cuerpo glorioso, y algún día podremos exclamar como Jacob en Peniel cuando declaró:"…Vi a Dios cara a cara, y fue librada mi alma" (Gén 32:30). Esto es posible mediante la expiación y resurrección de Jesucristo "el cual transformará el cuerpo de la humillación nuestra, para que sea semejante al cuerpo de la gloria suya" (Fil 3:21).

"…la iglesia mormona enseña que Dios el Padre fue un hombre como nosotros..."-IRR

Si queremos comprender a Dios, podemos investigar sobre el hombre Jesucristo como es entendido en la mayoría de la cristiandad. En su vida mortal, Jesucristo era humano y Dios al mismo tiempo. El Salvador podía sufrir, sentir, y morir como un ser humano porque era un hombre que heredó la mortalidad de su madre María. Un teólogo cristiano, Clemente de Alejandría (150-215 d.c.) escribió "la Palabra de Dios se volvió hombre para que el hombre pueda aprender desde un hombre como volverse un dios."17 Esta bien claro que el Dios de Israel se encarnó en el hombre de Jesús. Con una perspectiva de un miembro de una iglesia evangélica, un autor cristiano explicó:


"En el Antiguo Testamento me encontré identificándome con los que se enfrentaron valientemente con Dios: Moisés, Job, Jeremías, Habacuc, los salmistas. A medida que iba progresando en la lectura, me pareció que estaba viendo la representación de una obra con personajes humanos que vivían en el escenario de pequeños triunfos y grandes tragedias, y que de cuando en cuando le decían al invisible Director Escénico: ‘¡No sabes cómo son las cosas aquí!’ Job era el más descarado. Le lanzaba a Dios esta acusación: ‘¿Tienes tú acaso ojos de carne? ¿Ves tú como ve el hombre?’

"De cuando en cuando escuchaba el eco de una voz que resonaba desde fuera del escenario, detrás del telón: ‘¡Sí, tampoco tú sabes cómo son las cosas por aquí!’, le contestó a Moisés, a los profetas, y más todavía a Job. Cuando llegué a los evangelios, sin embargo, las voces acusadoras se callaron. Dios, si me permite utilizar semejante lenguaje, "descubrió" cómo era la vida dentro de los confines del planeta tierra. Jesús vino a conocer en persona el dolor durante una vida corta y problemática, no lejos de las polvorientas planicies en las que Job había sufrido. De entre las muchas razones para encarnarse, sin duda que una fue responder a las acusaciones de Job: ‘¿Tienes tú acaso ojos de carne?’ Dios los tuvo por un tiempo."19

De una manera estamos de acuerdo con este escritor evangélico. Antes de nacer de la virgen María en Jerusalén, Jesucristo no había vivido en la carne sobre la tierra y para cumplir con las leyes divinas tuvo que vivir una vida mortal y cumplir con su misión terrenal. En otras palabras, fue necesario experimentar lo amargo para que pudiera entender lo dulce y llegar a ser "como uno de (los Dioses), sabiendo el bien y el mal" (Gén. 3:22). Dios el Padre, por el otro lado, ya sabía como era la vida mortal antes de la creación de este Reino. Ya tenía todo conocimiento y ya tenía la perfección física así como espiritual. Brigham Young dijo de nuestro Padre Celestial. "Él ha superado las pruebas por las que ahora pasamos nosotros; Él ha recibido experiencia, ha sufrido y disfrutado y conoce todo lo que nosotros conocemos acerca de los afanes, los sufrimientos, la vida y la muerte de nuestro estado temporal, porque ya lo ha pasado todo y ha recibido Su corona y exaltación, y posee las llaves y el poder de este Reino; Él empuña Su cetro y ejerce Su voluntad entre los hijos de los hombres, entre los santos y los pecadores; y produce resultados convenientes a Su propósito entre reinos, naciones e imperios a fin de realizar Su gloria y la perfección de Su obra".20 Así entendemos que Dios el Padre conoce todo y entiende perfectamente las experiencias de los seres mortales en la misma manera que el Salvador conoce y entiende ahora sobre la vida terrenal.

"La Biblia enseña, y los cristianos evangélicos a través de los tiempos han creído… que no es un hombre."-IRR

Cuando Adán y Eva fueron colocados en el Jardín de Edén, fueron hechos literalmente a la imagen de Dios, eran inmortales y puros. Tenían una vida física debido a que sus espíritus estaban alojados en cuerpos físicos hechos con el polvo de la tierra, pero a la vez, poseían una vida espiritual porque todavía se encontraban en la presencia de Dios, aún no habían elegido entre el bien y el mal. Luego, debido a que Adán y Eva comieron del fruto del árbol de la ciencia del bien y del mal, el Señor los echó del Jardín de Edén. Su condición física cambió como resultado de haber comido el fruto prohibido. También como consecuencia de su trasgresión, Adán y Eva sufrieron la muerte espiritual, lo cual significa que fueron separados de la presencia de Dios.21 Hay versículos en la Biblia que se refieren al "hombre" en cuanto a la corruptibilidad de este después de la caída de Adán y Eva. Primero, la referencia a la tendencia pecaminosa del hombre porque, con excepción de Jesucristo, los espíritus de los hijos de Dios que entran en cuerpos mortales no son perfectos. Segundo, la referencia al cuerpo corrompido por lo cual se puede sangrar, enfermar y morir.

Leamos dos versículos del Antiguo Testamento que se refieren al "hombre caído". "Dios no es hombre para que mienta, ni hijo de hombre para que se arrepienta" (Núm 23:19). "No ejecutaré el furor de mi ira; no volveré para destruir a Efraín, porque soy Dios, y no hombre" (Óseas 11:9). Estos versículos comparan a un Ser quien es moralmente perfecto y misericordioso(Dios) con el género humano en su estado de probación. Es incorrecto interpretar estos versículos para decir que Dios nunca tuvo o no puede tener una experiencia mortal. Aunque dice que Dios no es hombre "ni hijo de hombre para que se arrepienta", Jesús dijo"el Hijo del Hombre tiene autoridad para perdonar pecados en la tierra" (Mat 9:6). De hecho, Jesús se refiere a sí mismo con el título de "Hijo del Hombre" más que cualquier otro nombre y cada vez que la Biblia se refiere a Jesús como "Hijo del Hombre" es referente a su poder y autoridad.


En su Epístola a los Romanos, Pablo se refiere a las personas que adoraron ídolos falsos y dioses con atributos corruptibles como envidia, ira injusta e imperfección. Hicieron y adoraron estatuas de piedra en forma de seres humanos y animales. Ellos "...cambiaron la gloria del Dios incorruptible en semejanza de imagen de hombre corruptible, de aves, de cuadrúpedos y de reptiles." (Rom. 1:23). Como expliqué anteriormente, la imagen del hombre se corrompió después de la caída. Este pasaje dice que Dios no es un "hombre corruptible" y estamos de acuerdo, porque la vida de Cristo testifica de un hombre incorruptible, aún el Hijo del Hombre.

En lugar de tener la pureza espiritual, el hombre corruptible es capaz de ceder a la tentación. Tiene la tendencia de ser impaciente, rudo, egoísta, etc. los cuales son atributos que el hombre no tenía originalmente. En lugar de tener cuerpos inmortales, se volvieron cuerpos con sangre y susceptibles a la muerte. Pablo aclara diciendo, "Y así como hemos traído la imagen del terrenal, traeremos también la imagen del celestial.  Pero esto digo, hermanos: que la carne y la sangre no pueden heredar el reino de Dios, ni la corrupción hereda la incorrupción.  He aquí, os digo un misterio: No todos dormiremos; pero todos seremos transformados, en un momento, en un abrir y cerrar de ojos, a la final trompeta; porque se tocará la trompeta, y los muertos serán resucitados incorruptibles, y nosotros seremos transformados" (1 Cor 15:49-52). Y así regresaremos a la imagen de inmortalidad e incorruptibilidad que tuvo el hombre en el principio. El propósito y fin del "hombre" no consiste en la corruptibilidad, es solamente un estado temporal.

Los Santos de los Últimos Días nunca han tenido y no tienen una doctrina que diga que Dios era un pecador. En realidad, no sabemos nada sobre los detalles de la vida mortal del Padre. Las personas que critican nuestra iglesia usualmente citan a José Smith cuando dijo, "¡Dios una vez fue como nosotros ahora; Es un hombre glorificado, y está sentado sobre su trono allá en los cielos!" Pero José simplemente se refiere a la apariencia de Dios diciendo que "si fueseis a verlo hoy, lo verías en la forma de un hombre."22 José Smith no declaró que Dios es o fue un hombre en el sentido de corruptibilidad o susceptibilidad al pecado, sino que se refiere a la imagen y apariencia de Dios. Si los detractores citaran el resto del párrafo de donde sacaron esta frase dada por José, la audiencia vería que José Smith dijo que Dios era un hombre mortal como nosotros en el sentido de que experimentó la mortalidad,"como Jesucristo". Y el solo aspecto de Cristo que se puede considerar corruptible fue su cuerpo, pero fue solo por un tiempo. En 1 Corintios 15:53-57 Pablo declara sobre los efectos del sacrificio y de la expiación de Jesucristo sobre nuestras condiciones espirituales y físicas:


"Porque es necesario que esto corruptible sea vestido de incorrupción, y que esto mortal sea vestido de inmortalidad. Y cuando esto corruptible se vista de incorrupción y esto mortal se vista de inmortalidad, entonces se cumplirá la palabra que está escrita:
¡Sorbida es la muerte en victoria!
¿Dónde está, oh muerte, tu victoria?
¿Dónde está, oh muerte, tu aguijón?
Pues el aguijón de la muerte es el pecado, y el poder del pecado es la ley. Pero gracias a Dios, quien nos da la victoria por medio de nuestro Señor Jesucristo."

Entonces para responder a la pregunta original, ¿Es Dios un hombre?, podemos decir que una vez fue hombre, pero no necesariamente un hombre con imperfecciones espirituales. Jesucristo nos muestra como es posible esto.


"El mormonismo enseña que Dios era antes un hombre en otro planeta y que llegó a ser un dios por haber seguido las leyes y ordenanzas de su propio dios en su planeta de origen."-Matt Slick

Las escrituras nos enseñan que si queremos entender quien es nuestro Padre Celestial, debemos conocer a su Hijo, Jesucristo. La Biblia dice "El que ha visto a mí, ha visto el Padre" (Juan 14:9), "siendo el resplandor de su gloria, y la imagen misma de su sustancia" (Hebreos 1:3) . Cristo es el Primogénito del Padre en el espíritu y el Unigénito del Padre en la carne. Cristo fue conocido muchas veces como Jehová, el Dios del Antiguo Testamento (El Padre también puede llevar el mismo título de "Yo Soy"). Entonces vemos que es posible que Dios viviera en una tierra para recibir su cuerpo inmortal y glorificado como Cristo lo hizo. No significa que el Salvador no era Dios antes de su vida terrenal. Entendemos que"El Verbo fue hecho carne, y habitó entre nosotros" (Juan 1:14) . El Hijo del Hombre, el Redentor, era divino antes de que se volviera mortal conocido por el nombre de Jesús. Entonces podemos suponer que Dios el Padre no tiene un "planeta de origen" al igual que la Tierra no es el "origen" de Jesucristo. Dios el Altísimo, nuestro Padre Celestial, es el Dios de Jesucristo. Por lo tanto Cristo dijo"Subo a mi Padre y a vuestro Padre, a mi Dios y a vuestro Dios" (Juan 20:17) . Jesucristo siguió las leyes y ordenanzas (como el bautismo) de su propio Dios, el Padre. De hecho, llevó a cabo la voluntad del Padre en todas las cosas.

La teoría mencionada (incompleta y parcialmente incorrecta por supuesto) por el detractor, Matt Slick, esta basada en el concepto de que hay leyes eternas de la Divinidad. El Padre está en armonía perfecta con tales leyes y por eso, lleva el título "Dios", "Todopoderoso" o "Yo Soy" (Jehová). En la existencia premortal, el Primogénito era perfectamente obediente a las leyes eternas y fue escogido como el Cristo. Debido a que hizo la voluntad del Padre siempre, heredó el nombre y título de Dios. Sus propósitos, voluntad y perfección de acuerdo con las leyes eternas los unen al Padre y al Hijo para que se consideren "Uno".

Ahora, ¿Que tiene que ver todo esto con el tema a la mano? José Smith dijo que nuestro Padre Celestial una vez fue "un hombre como nosotros" en el sentido de que tuvo un cuerpo mortal y vivió en una tierra. José clarificó en su enseñanza que nuestro Padre Celestial era "como Jesucristo", entonces como Jesucristo tuvo que haber sido Dios antes de dicha vida mortal. El discurso pertinente sigue diciendo, "sí, que Dios mismo, el Padre de todos nosotros, habitó sobre una tierra, como Jesucristo mismo lo hizo".23 José Smith citó a Jesucristo cuando dijo a sus discípulos, "De cierto, de cierto os digo: No puede el Hijo hacer nada por sí mismo, sino lo que ve hacer al Padre; porque todo lo que el Padre hace, también lo hace el Hijo igualmente.  Porque el Padre ama al Hijo, y le muestra todas las cosas que él hace; y mayores obras que estas le mostrará, de modo que vosotros os maravilléis" (San Juan 5: 19-20).

José amplió la idea diciendo, "Si Jesucristo es el Hijo de Dios, y Juan el Revelador descubrió que Dios, el Padre de Jesucristo, tenía Padre, bien podemos suponer que Él también tuvo Padre. ¿Ha habido jamás un hijo sin un padre? ¿Y hubo jamás un padre, sin que primero fuese hijo?… Jesús puso su vida y la volvió a tomar tal como su Padre lo había hecho antes".24 De acuerdo con esta teoría, Dios el Padre pudo ser el Primogénito de Su Padre antes de su vida mortal del mismo modo en que Jesucristo fue el Dios de Israel antes de la suya. En realidad, no existe doctrina oficial más profunda sobre este tema. Hay solamente especulaciones personales y teorías individuales. Dios simplemente no ha revelado nada sobre el asunto. Pero, si Dios el Padre también tiene un padre, serían un solo Dios de la misma manera que Cristo es uno con su Padre. Son uno solo en Divinidad y en este sentido son un "Dios".


"Los mormones llaman a Dios el Padre ‘Elohim’"-Matt Slick

Elohim (o Eloheim) es la palabra Hebrea que se traduce en la Biblia moderna como "Dios". Por eso, se puede referir a Dios el Padre como "Elohim". No es necesariamente su nombre "particular", es más bien un título. Similarmente, Cristo significa Mesías o el "ungido". La palabra hebrea "Elohim" es sustantivo plural. Plural en el mismo sentido de que un lago es una colección de "aguas" y formanun cuerpo de agua. José Smith explicó, "Eloheim viene de la voz Eloi que significa Dios, en el número singular, y cuando se la añade la terminación heim, entonces quiere decir Dioses".25

José Smith tenía razón, la palabra singular de Dios, "Eloah", se emplea en poesía pero usualmente el sustantivo plural es el que se encuentra en el Antiguo Testamento. Así pues, como los ríos grandes de agua se pueden unir para formar el mar, tres seres divinos están unidos en "la Trinidad" ("cabeza de Dios" en Inglés). José enseñó también que "la cabeza" y "el principal" de los "Dioses" es nuestro Padre Celestial y solamente le alabamos a Él en el nombre de Jesucristo por medio del Espíritu Santo (VéaseJuan 14: 13-14; 16: 23-24 y Juan 17).

Nosotros alabamos a nuestro Padre Celestial y Él tiene dominio sobre sus hijos en su reino, el universo en que vivimos. Por consiguiente Jesucristo enseñó, "Vosotros, pues, orad así: Padre nuestro que estás en los cielos: Santificado sea tu nombre" (Mateo 6:9). Y Pablo dijo, "Acerca, pues, de las viandas que se sacrifican a los ídolos, sabemos que un ídolo nada es en el mundo, y que no hay más que un Dios. Pues aunque haya algunos que se llamen dioses, sea en el cielo, o en la tierra (como hay muchos dioses y muchos señores), para nosotros, sin embargo, sólo hay un Dios, el Padre, del cual proceden todas las cosas, y nosotros somos para él; y un Señor, Jesucristo, por medio del cual son todas las cosas, y nosotros por medio de él" (1 Cor 8:4-6). Sobre la parte de estos versículos que dice "Pues aunque haya algunos que se llamen dioses, sea en el cielo, o en la tierra (como hay muchos dioses y muchos señores)", José Smith declaró, "Algunos dicen que yo no interpreto las Escrituras como ellos. Dicen que se refiere a los dioses paganos." Se refiere a dioses falsos en el versículo 4, pero después en el versículo 5 yo también tengo mis dudas de que Dios permite ídolos falsos "en el cielo". Tampoco creo que Dios se puede llamar "Rey de Reyes" o "Dios de dioses" si estos dioses se refieren a ídolos falsos. José dijo, "Tengo el testimonio del Espíritu Santo y el testimonio de que S. Pablo no se estaba refiriendo a los dioses paganos en ese pasaje."26
"¿Dios está progresando?"

Bueno, si consideramos la existencia de Jesucristo, vemos la siguiente progresión: Inteligencia eterna, Hijo Primogénito en espíritu de nuestro Padre Celestial, Creador y Dios de Israel, Unigénito de Dios en la carne y Salvador, y Heredero del reino celestial. Aún cuando pasó a través de muchas de estas etapas llevaba el titulo Dios. Joseph Fielding Smith notó, "Nuestro Salvador era un Dios antes de nacer en este mundo y trajo consigo el mismo estado al venir aquí. Era tan Dios después de haber nacido en el mundo, como lo era antes." Aún así, el Presidente explica que aunque le fueron entregados a Jesucristo mucho poder y autoridad antes, no tenía la plenitud. "El Salvador no tuvo una plenitud al principio, sino que después de haber recibido su cuerpo en la resurrección le fue entregado todo el poder tanto en los cielos como en la tierra."27 Después de subir a su exaltación Jesucristo ya no puede progresar en sí mismo porque ha alcanzado la plenitud de la perfección, poder, conocimiento etc. Podemos decir igual del Padre.

El profeta José Smith ilustra la siguiente idea: El Padre labró su reino y Jesús hace lo mismo; y cuando gana su reino lo presentará a al Padre a fin de que Él pueda tener reino sobre reino, y así aumentará en gloria. De modo que Jesús sigue los pasos de su Padre y así Dios es glorificado y ensalzado mediante la salvación y exaltación de sus hijos. El Presidente Joseph Fielding Smith dijo, "El Libro de Moisés nos informa que la gran obra del Padre consiste en crear mundos y en poblarlos: ‘No tienen fin mis obras, ni tampoco mis palabras’, dice, ‘porque, he aquí, ésta es mi obra y mi gloria: Llevar a cabo la inmortalidad y la vida eterna del hombre’. Yéste es su progreso."28 El Presidente concluye que Dios en verdad es omnipotente, omnisciente y omnipresente a través de su espíritu. La perfección de Dios ya no es "relativa". No puede progresar sino a través de sus hijos porque Él ya es perfecto.

"¿Ser ‘eterno’ significa que nuestro Padre Celestial siempre ha existido como Dios?"



En el discurso de King Follet, el profeta hace una declaración sorprendente para algunas personas, "Hemos imaginado y supuesto que Dios fue Dios por todas las eternidades. Voy a refutar esa idea, y haré a un lado el velo para que podáis ver."29 José no dijo que Dios no es eterno, sino que nuestro Padre Celestial hizo lo que Jesucristo hizo. Los críticos malinterpretan nuestras doctrinas como quieren y toman sus propias conclusiones para su propio fin. Por el contrario a lo que dicen los detractores de nuestra religión, si Dios el Padre hizo anteriormente lo que hizo Jesucristo aquí, su origen sería similar al origen de Jesucristo quién tiene una inteligencia que siempre ha existido. (Véase Doctrina y Convenios sección 93 ). La luz de verdad que nuestro Padre Celestial, Jesucristo y el Espíritu Santo poseen no tiene principio. Para nosotros, los tres son"un Dios Eterno" (Alma 11:44) con los mismos propósitos y atributos divinos.

Para entender mejor que significa "eterno", me gustaría mencionar algunos versículos en la Biblia que utilizan esta palabra. En la epístola a los Hebreos, Pablo habla de Cristo,"habiendo sido perfeccionado, vino a ser autor de eterna salvación para todos los que le obedecen" (Heb 5:9). También menciona "el juicio eterno" (Heb 6:2), la "eterna redención" y "la promesa de la herencia eterna" (Heb 9:12,15) . Me pregunto, ¿En qué sentido son ‘eternos’ la salvación, el juicio, la redención o nuestra herencia? En la segunda epístola a los Corintios Pablo nota que"las cosas que se ven son temporales, pero las que no se ven son eternas" (2 Cor 4:18).  Pero además de Dios, "¿Existen otras cosas que son eternas?" Me parece también que las cosas eternas pueden pasar a través de la existencia temporal. Entonces, ¿Qué es eterno?

Aunque en forma general "Dios" siempre ha existido, la Biblia no enseña que nuestro Padre Eterno siempre ha existido como Dios por "todas las eternidades". Este concepto se basa en la tradición y en una definición errónea que no concuerda con el uso de la palabraeterno como se utiliza en la Biblia. Por ejemplo, el hombre puede obtener "vida eterna", cuando para los que critican nuestras doctrinas, la vida del hombreempezó después de la creación de la tierra. De acuerdo con su definición de eterno, una "vida eterna" no puede tener principio. En la teología de nuestros detractores, la vida del hombre tuvo un principio definitivo cuando Adán fue creado desde el polvo de la tierra (que fue creado de la nada). Entonces si la vida de un hombre tiene principio, ¿Puede tener la vida eterna? Sería una contradicción de acuerdo con las definiciones de nuestros críticos. De pronto hay una manera mejor de entender el significado de eterno.

La doctrina de la Iglesia restaurada fácilmente aclara el dilema. En las Enseñanzas de José Smith, el profeta revela que "Lo que tiene principio ciertamente tendrá fin; un anillo por ejemplo, no tiene principio ni fin: lo cortamos para que haya un lugar donde empezar, y al mismo tiempo tenemos un lugar donde termina." "Todo principio de Dios es Eterno."30 Podemos decir que las leyes eternas de la Divinidad siempre han existido y la luz de verdad que Dios posee también ha existido para todas las eternidades. Las escrituras declaran, "Porque el que con diligencia busca, hallará; y los misterios de Dios le serán descubiertos por el poder del Espíritu Santo, lo mismo en estos días como en tiempos pasados como en los venideros; por tanto,la vía del Señor es un giro eterno" (1 Nefi 10:19; énfasis mío - véase Alma 37:12 ; DyC 3:2 ; DyC 35:1)

Vemos que a menudo la palabra "eterno" significa que se halla fuera la acción de tiempo.31 Dios "habita la eternidad" (Isa 57:15) y en su presencia tendremos la "vida eterna". Además, heredar la vida eterna no simplemente significa que viviremos para siempre, sino describe una clase de vida. La clase de vida que Dios vive. Cristo salió de la presencia del Padre para morar en la tierra. Después de su resurrección regresó a la presencia del Padre para morar de nuevo en la eternidad. Después de recibir la plenitud de su Padre, el pasado y el futuro existen ante sus ojos como un eterno presente (Véase también DyC 130:6-7).

Con este entendimiento, podemos ver como estas escrituras son ciertas: Dios es "infinito y eterno, de eternidad en eternidad el mismo Dios inmutable" (DyC 20:17); que Él es "el mismo ayer, hoy y para siempre" (Morm. 9:9). Jesucristo fue el Dios de Israel desde la eternidad ("ayer" o "de eternidad"), hacía la eternidad donde está ahora ("hoy" o "en eternidad") y también para todas las eternidades infinitas que siguen ("para siempre" o "infinito"). Es "inmutable" porque los atributos de divinidad que Él posee los tendrán para siempre jamás en las eternidades. Jesucristo es eterno también por medio de sus hijos espirituales (progenie sin fin) porque su gloria aumentará por medio de ellos para siempre. Como escribió Isaías,"se llamará su nombre Admirable, Consejero, Dios Fuerte, Padre Eterno, Príncipe de Paz" (9:6).

 Referencias:
1.) (Discourses of Brigham Young, Pág 20)

2.) (Doctrinas de Salvación: Tomo I, Pág. 6, número 18)
3.) (Enseñanzas de José Smith Pag. 216, 381)
4.) (Discourses of Brigham Young, Pág 23)
5.) (Discourses of Brigham Young, Pág 23)
6.) (Discourses of Brigham Young, Pág 18)
7.) Epistle of Ignatius to the Trillians, section 6
8.) Epistle of Ignatius to the Smyrnaeans, section 6
9.) (Against Marcion, 2:27, in Ante-Nicene Fathers 3:319)
10.) (Origen, Homilies on Genesis 3:1, transl. R.E. Heine, Washington, DC: Catholic Univ. of America Press, 1982, FC 71:89).
11.) (Enseñanzas del Profeta José Smith, Pág 217)
12.) (Enseñanzas del Profeta José Smith, Pág 462)
13.) (Christopher Stead, Philosophy in Christian Antiquity, Cambridge: Cambridge University Press, 1994, pág. 120)
14.) (Clementine Homilies 16:19, in Ante-Nicene Fathers, ed. A. Roberts and J. Donaldson, Buffalo: The Christian Literature Publ. Comp., 1885-1896, 8:316).
15.) David L. Paulsen en el Harvard Theological Review (el artículo se llama "Early Christian Belief in a Corporeal Deity: Origen and Augustine as Reluctant Witnesses," Vol. 83 de HTR, 1990, pp. 105-116, con la cita de página 105)
16.) (Discourses of Brigham Young, Pág 23–24)
17.) (Doctrina de Salvación, Toma I - Pág. 38, 45,51)
18.) "the Word of God became a man so that you might learn from a man how to become a god." (Clement of Alexandria, Exhortation to the Greeks,) "The Word was made flesh in order that we might be enabled to be made gods.... Just as the Lord, putting on the body, became a man, so also we men are both deified through his flesh, and henceforth inherit everlasting life." Saint Athanasius,Against the Arians, 1.39, 3.34. "He became man that we might be made divine" (Saint Athanasius, De Inc., 54.) "If the Word became a man, it was so men may become gods." (Saint Irenaeus, Against Heresies, bk. 5, pref.)
19.) El Jesús Que Nunca Conocí , Philip Yancey – Pág.14
20.) (Discourses of Brigham Young, Pág 22)
21.) (Principios del Evangelio, Pág. 32-33)
22.) (Enseñanzas de José Smith, Pág. 427)
23.) (Enseñanzas de José Smith Pág. 427-428).
24.) (Enseñanzas de José Smith Pág. 464)
25.) (Enseñanzas de José Smith Pag. 462)
26.) Enseñanzas de José Smith Pág. 461)
27.) (Doctrinas de Salvación: Tomo I, Pág. 29-31)
28.) (Doctrinas de Salvación: Tomo I, Pág. 6-7)
29.) (Enseñanzas de José Smith Pág. 427)
30.) (Enseñanzas de José Smith Pág. 216)
31.) Las teorías científicas dicen que el tiempo empezó en este universo con el "Big Bang" (gran estallido). La materia, hasta ese momento, era un punto de densidad infinita, que en un momento dado "explota" generando la expansión de la materia en todas las direcciones. Otra teoría bien conocida por Einstein es el concepto de que el tiempo es relativo.


Muchos han tratado de dilucidar la Causa Primera de todas las cosas; pero eso sería tan fácil como para una hormiga contar los granitos de arena en toda la tierra. No puede el hombre, con su limitada inteligencia, comprender la eternidad... Sería tan fácil para un mosquito trazar la historia de la humanidad hasta sus orígenes como para el hombre comprender la Causa Primera de todas las cosas, remover el velo de la eternidad y revelar los misterios investigados por filósofos desde el principio. (DBY, 25).

"DEJAD A UN LADO LOS ‘MISTERIOS’. Deberíamos mantener nuestros pies firmes en el suelo y no levantarlos en pos de las cosas misteriosas y poco claras que el Señor aún no ha dado a conocer bien. ¡Hay tantas cosas importantes relativas a nuestros deberes y a nuestra salvación que han sido reveladas clara y positivamente! Es con ellas con las que deberíamos ocupar nuestro tiempo y a las cuales deberíamos prestar atención y estudio." -Joseph F. Smith